Eficientar la educación piden padres de familia

Siendo que de 1.77 y 2.37 años, es la cantidad de tiempo que se prevé que escolares perdieron en materia de conocimientos a causa de la emergencia sanitaria del Covid-19, (que ocasionó el encierro y las clases a distancia), la Federación Nacional de Asociaciones de Padres de Familia A.C., llama a autoridades federales y estatales a eficientar el trabajo en el calendario escolar que ha sido puesto en marcha para el periodo 2021-2022.
La presidenta de la Federación, Aurora González de Rosas, refirió que se debe trabajar en lograr el progreso de los estudiantes, tanto en materia académica como emocional, ya que además de perder tiempo de aprendizaje, también perdieron horas valiosas de convivencia, mismas que arrojaron conflictos sicológicos para muchos educandos.
Al conocer del análisis realizado por el Centro de Estudios Espinoza Yglesias, la titular de la FENAPAF confió que se aplicarán en los estados acciones estratégicas para la recuperación de tiempos de aprendizaje, contemplando que el calendario escolar 2021-2022 incluye 200 días de clases para nivel básico (es decir preescolar, primaria, secundaria); y 195 días de clases para escuelas normales.
Declaró que por parte de los padres de familia existe plena disposición a trabajar de forma coordinada con directivos de escuelas y docentes, a fin de revertir la proyección arrojada por el estudio referido.

Mencionó que, en algunos estados de la república, ya se están implementando acciones para recuperar el tiempo perdido en enseñanza, como Jalisco y San Luis Potosí.

Frente a ello se prevé la construcción de un periodo de evaluación diagnóstica, a modo de que los trabajadores de la educación conozcan cómo se encuentra el alumnado en nivel de conocimientos, tras la emergencia sanitaria.

Asimismo, se propone la implementación de un periodo extraordinario de regularización, ofreciendo de forma escalonada, planes educativos de apoyo y recuperación para los escolares que muestran un atraso evidente en el aprendizaje.

Esta y más acciones, dijo Aurora González, “son prioritarias a considerar para evitar que la enseñanza quede rezagada a consecuencia de la emergencia sanitaria”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *