Alcalde Amozoc, Mario de la Rosa en Mesa de Seguridad con el gobernador Céspedes

El gobernador Sergio Salomón Céspedes Peregrina presidió la Mesa Metropolitana de Seguridad, en la que llamó a los alcaldes y mandos policiales de esta zona del estado a reforzar la coordinación y comunicación para garantizar la seguridad, la integridad física y la percepción de la tranquilidad de las poblanas y de los poblanos.

Acompañado por el fiscal General del Estado (FGE), Gilberto Higuera Bernal y el jefe del gabinete, Javier Aquino Limón, el mandatario señaló que la seguridad pública es un tema de total relevancia para la administración estatal, dado que es un elemento clave para que los ciudadanos puedan realizar sus actividades productivas, recreativas y familiares.

“Nos ocupa el impacto que la seguridad tiene en la vida de las personas, no sólo a quienes son víctimas de un delito, sino a toda la sociedad”, dijo en Casa Aguayo, frente a los alcaldes de Puebla, Eduardo Rivera Pérez; de San Pedro Cholula, Paola Angón Silva; de Cuautlancingo, Filomeno Sarmiento; de San Andrés Cholula, Edmundo Tlatehui; de Coronango, Gerardo Sánchez Aguilar; de Amozoc, Mario de la Rosa; de Ocoyucan, Rosendo Morales; así como de sus respectivos mandos policiales y diputados locales de los distritos involucrados.

Por lo anterior, el gobernador Sergio Salomón manifestó que debe de existir un entendimiento pleno entre autoridades de los tres niveles de gobierno de lo que le corresponde a cada uno en materia de seguridad, no en una lógica de deslinde, pues frente a los ciudadanos: “todos somos corresponsables”.

En ese sentido, apuntó que las policías municipales son las primeras respondientes ante un hecho ilícito, de ahí que insistió en la necesidad de que los ediles refuercen estas áreas mediante certificaciones y capacitaciones de sus elementos, así como con equipamiento, por mencionar algunos apoyos.

Planteó la consolidación de unidades operativas para la atención en seguimiento en materia de violencia de género contra las mujeres y la capacitación de sus elementos, a fin de cumplir con los protocolos para su debida atención.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *